Noticias de asesoramiento financiero

05/03/2018

J. Maldonado "Pensar en ahorro privado para la jubilación ya no es una opción, es una obligación"

Expertos del sector tratarán sobre Jubilación, MiFID II, Mercados y Fintech, así como el papel de los nuevos players tecnológicos en el sector financiero. Joaquín Maldonado, Delegado Territorial del Comité de Servicios a Asociados de EFPA España en Valencia, trata en esta entrevista algunos de estos temas.

J. Maldonado 'Pensar en ahorro privado para la jubilación ya no es una opción, es una obligación'

Cerca de 300 personas se han inscrito a la Jornada de Asesoramiento Financiero #EFPAValencia.


1. ¿Cambiará/está cambiando mucho la relación entre profesional y cliente con MiFID II en vigor?  

Creo que debemos tener en cuenta dos aspectos o puntos de vista diferentes: el del profesional del sector y el del cliente.
 
Desde el punto de vista del profesional los cambios a experimentar dependerán de dónde estaba el mismo profesional antes de la entrada en vigor de MIFID II: si el profesional desarrollaba su actividad en un mundo de venta de productos, de campañas comerciales, de objetivos cuantitativos… su mundo cambiará por completo.

Si por otro lado el profesional desarrollaba su actividad en función del cliente, de los objetivos de éste y de la búsqueda de soluciones a sus necesidades, su mundo y la relación con el cliente no debería sufrir grandes cambios; se incorporarán nuevos procesos, cambios formales, pero la esencia de su asesoramiento no se verá alterada.

Al fin y al cabo MIFID II es la confirmación profesional de una adecuada praxis y no debería suponer nada esencialmente nuevo para quien esté realizando una buena y verdadera labor de asesoramiento.
 
Desde el punto de vista del cliente, el principal cambio vendrá, por un lado, por la transparencia que la MIFID II supone con todo lo que ello conlleva. Y por otro lado (dadas las certificaciones, necesidades de formación continua y la clara distinción entre comercialización y asesoramiento) por el deseo, y casi me atrevería a decir la necesidad, y las ganas del cliente para aprovechar esta oportunidad y exigir -si no lo tiene ya- un asesoramiento realmente personalizado. 
 
 

2. ¿Se logrará realmente el objetivo de mejorar la protección del cliente?  


Creo que sí; claramente sí. Y aquí tendrán un papel clave los supervisores y reguladores y también los propios clientes, ya que éstos deberán ser más exigentes y reclamar de sus interlocutores transparencia, información, asesoramiento y, muy importante, una adecuada y personalizada planificación financiera.
 
 


3. ¿Cuáles son los verdaderos retos que plantea MiFID II para las entidades?  


En su esencia, MIFID II persigue desterrar campañas de producto y el “café para todos” en la venta de productos. MIFID II quiere unos profesionales, un sector, que ajuste y personalice sus propuestas a cada cliente.

Transparencia, formación de nivel y permanente y clara distinción entre comercialización y asesoramientos son 3 pilares de MIFID II. Llevada a su máxima expresión, podría suponer una revolución en los modelos de negocio de algunas entidades.

 

4. ¿Qué aspectos fundamentales debe conocer un ahorrador particular para afrontar la mejor estrategia para ahorrar para la jubilación?  


Lo primero que todos debemos hacer es tomar consciencia de la situación y de la innegable necesidad de ahorrar para la jubilación. Pensar en ahorro privado para la jubilación ya no es una opción, es una obligación. 

Además, hemos de entender que no existen soluciones mágicas ni inmediatas. La disciplina y el largo plazo son factores importantísimos.

Todos los ahorradores deberían conocer o tener un asesor que les explique qué productos y servicios existen y cómo pueden combinarlos en su caso concreto, teniendo en cuenta sus circunstancias personales, económicas, familiares, profesionales, horizonte temporal y finalmente también la fiscalidad.

Y lo más importante es conocer qué estrategias o metodologías de ahorro pueden ayudar y deben ser utilizadas para alcanzar un objetivo de tan largo plazo: cosas como el potencial del interés compuesto, el valor del tiempo como aliado, las ventajas de las aportaciones periódicas y automáticas…
 
 

5. ¿Qué papel cree que jugarán las nuevas tecnologías y los nuevos players digitales en el sector financiero?  


Creo que las nuevas tecnologías servirán sin duda para facilitar la vida tanto a los clientes como a los profesionales -de hecho ya es así-, y que las mismas deben ser una herramienta al servicio de ambos. Es decir, al final las tecnologías deben ayudar y mucho pero no sustituir el factor humano tan necesario en una buena labor de asesoramiento financiero.

Por lo que respecta a los nuevos actores digitales creo que ocuparán distintos espacios en parte de la actividad del sector, pero no sé si se adentrarán en otros ámbitos, como los depósitos u otros, que impliquen y supongan entrar plenamente bajo el ámbito de la regulación y supervisión bancaria.
 


6. ¿Cómo pueden aprovechar los asesores financieros la aparición de estas nuevas herramientas?  


Para comunicarse con sus clientes, para involucrarles en la toma de decisiones, para ordenar y aprovechar mejor la información, para reducir al mínimo las carga de actividades administrativas...


Joaquín Maldonado es el Delegado Territorial del Comité de Servicios a Asociados de EFPA España en Valencia